Testimonios

Gemma es clara y directa.  Cuando la conoces ves que sus consultas no son la típica en la que hablas y hablas hasta que se acaba la hora.
Gemma te señala cosas para que pienses, te va parando y haciendo preguntas, te enseña otras opciones, te plantea ejercicios para hacerlo más llevadero (aunque muchos son super duros) y cuando te tiene que decir algo, aunque sea duro, te lo dice con todo el tacto y el amor del mundo.
Si necesitas ayuda, prueba una sesión, no te arrepentirás

Cristina

Gracias Gemma, porque si no te hubiera conocido no sé qué sería de mí hoy.
Siempre te has mostrado paciente y comprensiva conmigo, me has atendido en todas mis crisis fuera de nuestra hora de sesión, incluso has venido a verme en situaciones complicadas fuera también de sesión.
Te admiro y valoro como profesional, pero más aún como persona.
¡TE DEBO MI VIDA!

Tania

Conocí a Gemma porque necesitaba ayuda por un problema que tenía. Me atendió en la primera sesión, que para mi sorpresa era gratuita y me sorprendió su profesionalidad, me dijo que lo sentía mucho pero ella no era la persona idónea para poder ayudarme y me facilitó un teléfono de una persona especializada en lo que me ocurría.
A pesar de saber que ella no podía ayudarme, me escuchó sin ninguna prisa, me dijo algunas cosas que ya me ayudaron y me recomendó a la persona que hoy me ayuda a superar mis dificultades.
¡Profesional de pies a cabeza!

Iván

Comía de manera compulsiva, creía que con aprender a comer sería suficiente pero con ayuda de Gemma descubrí que el foco estaba en otra parte y esto era únicamente la manera que tenía mi cuerpo de avisarme. ¡Qué cambio ha pegado mi vida!
Gracias Gemma, te llevo conmigo

Mayte

Llegué por un problema y en realidad descubrí que lo que me impedía ser feliz era algo diferente a lo que yo creía. Fue largo, pero Gemma me ayudó a continuar hasta recuperarme

Óscar

Creía que no podría salir de la depresión, hasta que llegué a ti y poco a poco, me enseñaste todas las herramientas a mi alcance para hacer frente a mi realidad. Gracias!

Alicia B.

Llegué a Gemma de casualidad buscando un artículo. Me decidí a probar aunque me quedaba lejos de mi casa, la mejor decisión que he tomado. Estuve un año trabajando con ella mis problemas y hoy puedo decir que soy otra persona.

Carmen