Que nadie te diga que no puedes

hasta-la-luna-ida-y-vuelta¿Quién te ha dicho que aquello que deseas, aquello con lo que sueñas cada noche, no se va a hacer realidad?

No sé cuáles son tus sueños, pero sé que tienes muchos rondándote la cabeza o sueños que has dejado escapar porque los sentías imposibles.

Sé que te has decepcionado una y otra vez mientras has hecho lo posible por intentar alcanzarlos o que te has visualizado a ti mismo intentando alcanzar esas metas y tu mente te ha llevado más de una vez al escudo del fracaso.

Sin embargo, hay una realidad que no sueles contemplar:

El sueño que tienes, los objetivos que deseas… SON POSIBLES

¿Quieres pensar de una manera verdaderamente realista? No te digas a ti mismo que son imposibles tus sueños, repítete que son difíciles, que no será un camino sencillo… pues acomodar la vida y la rutina propia a la consecución de nuestras metas siempre se torna complicado.

Perseguir tus sueños es un proceso que requerirá que cambies algunas cosas de tu vida, requerirá que aceptes que tendrás momentos en los que te decepcionarás, momentos en los que te caerás (incluso cuando estés próximo a lograrlo) y tendrás que aceptar que sentirás dolor. En muchas ocasiones dudarás de ti mismo.  Pero sé, que aunque no intentes perseguir tus sueños, la vida también te pondrá en el camino momentos en los que igualmente, te decepcionarás, sufrirás y caerás una y otra vez (¿no será mejor hacerlo sabiendo que al menos estás luchando por lo que realmente quieres?).

Siempre te vas a encontrar con momentos complicados en la vida, pero esos momentos pasarán.

Las personas exitosas no son personas con superpoderes que han cogido su varita y han logrado todo aquello que tenían en la cabeza; son personas corrientes, como tú y como yo, que han decidido enfrentar todas esas dificultades y persistir con paciencia a todas ellas.

La grandeza es algo que existe en ti y en mí, en todos nosotros. La única diferencia reside en hacer algo con esa grandeza y TRABAJAR tus sueños para que se hagan realidad. Sin embargo, muchas personas se dejan dominar por el miedo, el miedo al fracaso principalmente: “¿qué pasaría si las cosas no salen como esperaba?” o incluso a veces, miedo al éxito “¿y si al final todo sale bien pero se escapa a mi control?”, y al final deciden no tomar ningún riesgo.

Atrévete a ser único, a dejar de seguir las corrientes, a dejar de copiar a los demás… Define tu propio valor, porque el primer paso para lograr tus sueños es que tu seas capaz de ver (o sentir) tu propia grandeza y para ello, también deberás alejar de tu vida a las personas tóxicas que te dicen una y otra vez que no podrás lograr lo que quieres (simplemente porque ellos si quiera se han atrevido a intentarlo). No hagas de la opinión de los demás, tu realidad.

Son tus sueños y tú debes estar dispuesto a luchar por ellos, no los demás. Y PUNTO. 

SI QUIERES QUE TUS SUEÑOS SE HAGAN REALIDAD, HAZ QUE SUCEDAN

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s